Carne: mito de la fuerza (II)

En el artículo anterior hablamos de la clasificación y preparación de las carnes. En
esta ocasión, sin embargo, vamos a dar algunos detalles sobre los diferentes tipos de carne. Y es que dependiendo de la especie, la edad, la alimentación que han tenido y la actividad física, los ingredientes de una u otra carne son muy diferentes.

En la tabla inferior se muestran las carnes que más comemos y algunas de sus características. Estos datos se refieren a animales de menos de un año de edad, ya que a medida que se van envejeciendo los animales tienen menos agua y más grasas y calorías. Persistencia de proteínas. No varía según la edad.

Como se ha comentado al principio, la alimentación animal también tiene algo que ver. Por ejemplo, la carne de los animales alimentados exclusivamente con leche es más blanca y apenas tiene hierro. En cambio, los que crecen en pasto y se alimentan de hierba, tienen una carne más rojiza y son más ricos en hierro. Por otro lado, los animales que realizan alguna actividad física suelen ser mucho más musculosos que los que están parados todo el día. Por eso las piezas de caza tienen menos grasa y más proteínas.

Dudas varias

Al hilo de lo que se puede deducir a partir de la información del tablero, hay algunas dudas que hay que aclarar sobre la carne. Por un lado, la mayoría coloca el pavo como el pollo, pero si observamos la tabla, es evidente que el pavo tiene mucha más grasa.

Por otro lado, a pesar de que nosotros no apreciamos lo suficiente el caballo, nuestros vecinos franceses lo disfrutan. A tener en cuenta en el futuro, por su alto contenido en proteínas y minerales y por su bajo contenido en grasas. En tercer lugar, cabe destacar la presencia de carne de cerdo en las carnes, ya que todos sabemos que es rica en grasas. Pero eso no quiere decir que tengamos que descartar del todo, porque si limitamos el consumo de carne de cerdo de una vez a la semana o de dos a una, no tendremos problemas.

Por último, mencionaremos las cavidades. Pertenecen a este grupo: hígado, corazón, pulmones, lengua, riñones, médula, callos, extremos... Todos ellos presentan un colesterol desbordado, con alto contenido en ácido úrico. Por lo tanto, cuidado con estos alimentos, se recomienda comer como máximo una vez al mes.

Por lo tanto, viendo la rebanada o la costilla delante podéis saber quién era su antiguo propietario, cómo vivía, qué comía y qué edad tenía, pero con cuidado. Si tardáis mucho tiempo en acertar todo esto, se os enfriará, y eso no conviene. ¡Feliz!

Comida (100 g)kcalProteínas (g)Grasas (g)Hierro (mg)Zinc (mg)Colesterol (mg)Carne de vacuno (filete de ternera)181191133,570Pollo 12120,5411,187Pavo 223102,5293Costillero de cerdos (chuletas)311,2727329,4178Costilla

Jarrai iezaguzu

Zu idazle

Zientzia aldizkaria

azken alea
Babesleak
Eusko Jaurlaritzako Industria, Merkataritza eta Turismo Saila
MAIER Koop. Elk.
KIDE Koop. Elk.
ULMA Koop. Elk.
EIKA Koop. Elk.
LAGUN ARO Koop. Elk.
FAGOR ELECTRÓNICA Koop. Elk.